implantes dentales

Poner implantes dentales con poco hueso

Como sabéis, en Clínica Dental Miguel Ángel García Pérez nos dedicamos a diferentes especialidades con la intención de que nuestros pacientes encuentren una buena solución a sus problemas bucodentales. Hoy nos vamos a centrar en uno de ellos ya que algunas personas piensan que no se pueden hacer implantes dentales si se cuenta con poco hueso y lo cierto es que sí que se puede.

¿Cómo se pueden poner los implantes dentales si se tiene poco hueso?

Si se precisa un implante dental, y tal y como mencionábamos antes, no se cuenta con mucho hueso hay que recurrir a determinadas medidas antes de poder llevar a cabo la puesta del implante. Con esto nos referimos a que antes se debe hacer una intervención muy sencilla en la que se restaura la membrana sinusal o membrana de Schneider, corrigiendo su posición.

Lo que se hace es despegarla, elevarla y rellenar el espacio que queda libre con un hueso artificial de sustitución. Con esto se consigue que la altura se recupere y que se tenga de nuevo la resistencia y solidez suficiente para que pueda producirse la puesta del implante dental con todas las garantías.

¿Por qué se pierde el hueso?

Lo cierto es que cuando se pierde el hueso se debe, habitualmente, a una extracción del diente, aunque es cierto que también puede ocurrir por otros motivos. Estos podrían ser la periodontitis, un traumatismo, por diabetes o incluso por osteoporosis.

Sin embargo, no importa por el motivo que sea, cuando el hueso se pierde se dejan de realizar las tareas habituales de masticar y se inicia entonces un proceso de reabsorción que termina en una lenta reducción del tamaño.

Es por esto que es muy importante que se rehabilite la boca lo antes posible porque este tipo de atrofias pueden desembocar en que, para ponerle una solución al problema, se tengan que utilizar técnicas quirúrgicas más complejas.

Tras la recuperación del hueso, ¿se puede hacer directamente el implante dental?

Es una duda un tanto típica, pero lo cierto es que hay que esperar un tiempo de maduración tras la intervención para que ésta se consolide. No obstante, no todos los pacientes han de esperar el mismo tiempo ya que éste varía dependiendo del caso en cuestión.

Cuando el periodo de maduración ha llegado a su fin, los odontólogos analizan mediante un TAC las medidas del hueso y, si corroboran que éstas cumplen con todos los requisitos mínimos, ya es posible llevar a cabo la puesta del implante dental.

 

Os recordamos que nosotros, en nuestra clínica, nos hacemos cargo de muchas especialidades y que, ante cualquier problema que tengáis, podéis contactar con nosotros para trataros lo antes posible y con el mejor tratamiento para vuestra dolencia bucodental.